2013 03 28 12 17 44?start=30 - Sahatours

LA MAGIA DEL DESIERTO DE ERG CHEBBI

Las Dunas de Erg Chebbi, situadas a pocos kilómetros de la frontera con Argelia, tienen una energía especial y única, y su arena de color dorado proporciona uno de los más fantásticos paisajes de toda África.
Un viaje a Marruecos sin visitar Erg Chebbi es de algún modo incompleto. 

Regálate una experiencia única, atravesando las dunas a lomos de un dromedario,  durmiendo en una haima nómada bajo las estrellas y sobre la arena del Desierto y descubre por ti mismo la magia que se siente y se respira en este lugar.


NO ESPERES QUE TE LO CUENTEN
VEN CON NOSOTROS, Y CUÉNTALO TÚ.

Copyright © 2015 SAHATOURS | rutas turísticas y de aventura en 4x4 - www.sahatours.com

IR DE COMPRAS AL ZOCO

Marruecos es un país con mucho encanto, los característicos colores vivos y olores a especias son pieza clave para adentrarse en un universo de zocos en los que regatear.

En tiempos remotos, los zocos, llamados bazares en oriente, fueron el lugar de encuentro de caravanas que viajaban por el desierto para comerciar, concluir negocios y encontrarse con otras tribus para compartir un té o incluso arreglar alguna boda.

Los zocos forman parte del misterioso encanto de cada pueblo o ciudad, extendiéndose a lo largo de enrevesadas callejuelas agrupados en diferentes gremios que pueden llegar a convertirse en un auténtico laberinto, dónde se presentan todo tipo de género en miles de tiendas ajenas al ajetreo que las envuelve. 

Establecimientos de todo tipo y tamaño, se aglomeran unos junto a las otros, y así no es raro encontrar 100 tiendas en 100 metros de calle. 

En ellas se vende de todo...  artículos de primera necesidad, babuchas y artículos de cuero, las consabidas alfombras, frutos secos, especias, aceites y cosméticos, joyas y muebles, souvenirs, telas de todo tipo... Es difícil pensar en algo que no se pueda encontrar!!

Los zocos son un torbellino de colores, sonidos y aromas, y dejarse perder entre todos sus increíbles tesoros es una experiencia que nos provee nuestras propias mil y una historias para contar.



NO ESPERES QUE TE LO CUENTEN
VEN CON NOSOTROS, Y CUÉNTALO TÚ.

Copyright © 2015 SAHATOURS | rutas turísticas y de aventura en 4x4 - www.sahatours.com

BABUCHAS

La palabra ‘babucha’ significa zapato sin tacón y su característica principal es que están hechas a mano y de manera completamente artesanal.

Junto al gorro rojo de Fez y la chilaba, la babucha es una de las marcas e insignias de Marruecos. Este calzado tradicional desde siempre ha sido utilizado en bodas y eventos especiales o, simplemente, para estar en casa, dependiendo del tipo de babucha de la que se trate.

De la misma forma que en las mezquitas, en las casas marroquíes es costumbre descalzarse al entrar, y nada mejor que una babucha que se queda a la entrada para pasearse sin ensuciar el suelo.

Encontrar este calzado es fácil, ya que en cualquier medina de cualquier ciudad aparecen ante el paseante cuidadosamente colocadas en el “souk sapat” (zoco de los zapatos). En amarillo o rosa, con perlas o borlas, doradas o plateadas, de rafia o terciopelo, con tacón o planas, con la punta redonda o puntiaguda, de tela o en piel, con lentejuelas, con lineas de colores o grabados...

Entre los marroquíes la babucha estrella es la “fesí”, nombre que proviene de la ciudad de Fez, famosa por la magistral manera en la que los curtidores trabajan desde hace siglos el cuero.

Puntiaguda por delante y con una suela baja de unos cinco milímetros, cubierta completamente de cuero, la más auténtica o noble de las babuchas fesíes es la que llaman “babucha real”, que es la utilizada por las personas que trabajan en los palacios del monarca, Mohamed VI.

La babucha real tiene la tradicional forma puntiaguda de la fesí, su cuero es de dromedario y por fuera es de color amarillo chillón, mientras que por dentro es verde (el color del islam).

Por otro lado, puedes encontrar la “babucha-pantufla”, cuyo principal uso es para estar en casa y goza de gran popularidad. Este tipo de babucha se denomina “bereber” .

A menudo estas babuchas tienen suela de caucho, principalmente porque los habitantes de las zonas rurales muchas veces no disponen de carreteras asfaltadas y necesitan unas buenas y sólidas suelas para poder caminar por caminos de tierra.

NO ESPERES QUE TE LO CUENTEN
VEN CON NOSOTROS, Y CUÉNTALO TÚ.

Copyright © 2015 SAHATOURS | rutas turísticas y de aventura en 4x4 -www.sahatours.com

CERAMICA MARROQUI

Fez posee una verdadera experiencia artística en los oficios que trabajan la cerámica, madera o cuero es por este motivo que esta ciudad es mundialmente reconocida como la capital de la artesanía en Marruecos.

Algunas de las más hermosas piezas de cerámica provienen de la ciudad imperial y el color azul cobalto es el color predominante de todas las creaciones.

Las piezas se realizan al torno. Una vez cocidas durante horas y lentamente enfriadas, se recubren con esmalte blanco. Sobre la cubierta, a pincel, el artesano dibuja rosetones y motivos geométricos azules para volver a cocer y vitrificar el esmalte con la decoración.

Para conseguir ese color azul particular, mezclan varios óxidos cuyas proporciones guardan celosamente.

Cuatro colores componen la paleta tradicional del ceramista marroquí: marrón, verde, amarillo y azul. Sin embargo, Safi, heredera del buen hacer de Fez, se inclina por el verde, el amarillo y el marrón.

La arcilla de alta calidad de esta zona se trabaja hasta la desaparición de impurezas para formar jarrones, jarros, ollas, platos y bandejas. Estas vasijas suelen se adornadas con los colores típicos de la región y motivos florales o geométricos. Esta ciudad muy conocida por su tradición alfarera tiene un museo dedicado en su totalidad a este arte. En el Museo Nacional de Cerámica es posible ver algunas piezas antiguas de civilizaciones de hace muchos años y que son hallazgos arqueológicos de gran importancia, que datan incluso del Neolítico, otras de la Edad Media y otros períodos históricos.

La cerámica en Marruecos es aplicada en la mayoría de sus edificios, y se utiliza tanto en revestimientos y pavimentos de interior y exterior, creando verdaderas obras de arte.

NO ESPERES QUE TE LO CUENTEN
VEN CON NOSOTROS, Y CUÉNTALO TÚ.

Copyright © 2015 SAHATOURS | rutas turísticas y de aventura en 4x4 - www.sahatours.com

AROMAS Y COLORES

¿A qué huele Marruecos?

Una vez en tierra marroquí, quedarás seducido por los aromas que desprende la completa gama de su vegetación floral.

En los alrededores de Larache, donde la mitología sitúa el “Jardín de las Hespérides” hay una gran extensión de naranjos cuyas flores perfuman aquellas tierras.

A los pies del Alto Atlas, en la confluencia con el Valle del Dades, el Valle de las Rosas desprende el aroma del cultivo de las rosas.

En los amaneceres de enero, la tierra marroquí se cubre de una capa blanca con los delicados perfumes de los narcisos que inundan los campos y hacia mediados de febrero llegan los olores de las violetas azules y de las grandes mimosas.

No hay avenida en Marruecos que no haya sido trazada entre una verdadera hilera roja malva o naranja de las buganvillas y jardines con geranios blancos y rojos.

Marruecos huele a azahar, almizcle, jazmín, hierbabuena, menta, tomillo, a especias, dátiles, a pan recién hecho, a mar, a carne a la parrilla, a piel de cabra curtida, a madera seca proveniente de los trabajos de marquetería, a incienso, a pescado fresco, a cous-cous... 

¡Qué contraste de olores y colores!

Esta mezcla y colorido es lo que hace de Marruecos un lugar único e inolvidable.



 

NO ESPERES QUE TE LO CUENTEN
VEN CON NOSOTROS, Y CUÉNTALO TÚ.

Copyright © 2015 SAHATOURS | rutas turísticas y de aventura en 4x4 -www.sahatours.com



+